Ramón Espinar, secretario general de Podemos, dijo hace poco que de confirmarse que los cuatro ediles de Somos Alcalá están dentro del delito de prevaricación por el que ha sido imputados, actuaría en consecuencia y sin contemplaciones.

Tal posición contrasta con la de los partidarios de Errejón en el partido, quienes no solo le han salido el paso a las declaraciones de Espinar sino que han defendido desde el principio a los cuatro ediles de Somos Alcalá.

Es así como una vez más emergen las contraposiciones dentro del mismo partido Podemos, en torno al caso de los concejales.

Aun cuando la misma Fiscalía los ha denunciado debido a la presunta manipulación para adjudicar subvenciones municipales, la diputada Raquel Huerta alegaba en defensa de los concejales, que no había relación entre la candidatura de unidad popular y las asociaciones subvencionadas, lo cual choca con el parecer del secretario general de la formación morada.

De hecho, Espinar es proclive a la aplicación del código de ética del partido a los cuatro ediles dadas las circunstancias en torno al caso, donde inclusive se hicieron públicos vía wasap, conservaciones donde se evidencian como se pusieron de acuerdo los cuatro para beneficiar el concurso; para el secretario general es más que suficiente para suspenderlos e inhabilitarlos.

los ediles de Somos Alcalá Laura Martín y Jesús Abad; abajo, Alberto

Así como la diputada Huerta, otros miembros y diputados que están con Errejón, mantienen su posición de defenderlos, consideran injusto que se condene anticipadamente a estos ediles aplicándoles la suspensión preventiva de la militancia para que el PP se lave la cara; también tienen la convicción de que no hay corrupción alguna en las acciones de los imputados.

Muchas son las diferencias a lo interno del partido que se hacen más evidentes debido a la acusación que pesa sobre los ediles, las coaliciones que conviven dentro asumen cada una la posición que consideran correcta como ha sido el caso de Espinar de Podemos, quien ha tocado las susceptibilidades de los errejonistas y del consejo municipal del Partido quienes le acusaron de estar parcializado; así mismo hubo quien solicitó respeto a las decisiones y procesos judiciales.

Por su parte Víctor Chacón, el denunciante, se personó ayer para rendir declaraciones ante el juez, siendo propicia la ocasión para dejar en evidencia que en reiteradas oportunidades se le ha negado el acceso a información clave para determinar si hubo o no manipulaciones de los concursos para favorecer a ciertas partes; así mismo hizo énfasis en las conversaciones de Wasap, donde los ediles intercambiaban entre si conversaciones y como estas dejaban al descubierto las artimañas para manipular a su conveniencia y que las adjudicaciones beneficiaran a las entidades que previamente habían acordado.