A pesar de que todavía la moción de censura que impulsó Unidos Podemos puede dar sus últimos coletazos, lo cierto y verdad es que Rajoy parece no haber inmutado. Y es que, tal y como era de esperar, y de hecho así lo vaticinamos en este mismo medio, el actual presidente del gobierno, no ha movido ni un solo músculo e incluso se podría decir que parece no haberle afectado todo lo que ha sucedido estos días en el Congreso de los Diputados.

Hace caso omiso a la corrupción y dice que Unidos Podemos aburre

Estas han sido las dos ideas que el Partido Popular ha tratado por todos los medios que calen en la gente que ha vivido esta moción de censura. Por un lado y por encima de todo querían hacer ver que todo esto no era más que un pequeño circo que Pablo Iglesias había montado no tanto para presionar al gobierno y sí para presionar al PSOE, el cual, dentro del medio plazo tendrá que ser su socio si ambos quieren escalar posiciones dentro del arco parlamentario.

Por otro lado, ha echado balones fuera en todo lo que tiene que ver con la corrupción que está acechando a su partido. No solo no le ha dado ni la más mínima importancia sino que ha llegado a asegurar que es mucho mejor mentir que aburrir como lo hace el partido de Iglesias. Unas afirmaciones que han incendio gran parte de las redes sociales ya que son muchos los que han considerado estas palabras impropias de todo un presidente de gobierno. Sin embargo, algunos analistas sostienen que Unidos Podemos ha perdido una buena oportunidad de retirar al Partido Popular del gobierno. Algo que según ellos llegará más pronto que tarde aunque eso es ya harina de otro costal, o de otra moción de censura.