El próximo año, y de cara al curso escolar 2018/2019, los centros escolares de Madrid proporcionarán libros de texto de manera gratuita para los alumnos. Esto conllevará un ahorro de alrededor de 300 euros para las familias con un hijo en edad escolar. Esta medida, impulsada por Ciudadanos, se llevará a cabo tanto para centros públicos como para centros concertados de la Comunidad en Primaria, Secundaria y Formación Profesional Básica.


La proposición de ley ha sido aprobada esta semana en la Comisión de Educación y Deportes y apoyada por los principales partidos políticos, como Partido Popular, PSOE o Podemos. El programa destinará más de 40 millones de euros el próximo año a ello para beneficiar a 615.000 alumnos matriculados en centros de la Comunidad de Madrid, sin excepciones por renta. “Las ayudas son muy pequeñas, casi residuales. Esta propuesta mira a las clases medias. Va a suponer un ahorro de entre 250 y 300 euros por niño y curso académico, un respiro para las familias madrileñas en la cuesta de septiembre”, asevera el portavoz de Ciudadanos, Ignacio Aguado.

Para asegurar el buen funcionamiento de la nueva propuesta, todos los alumnos que reciban esta ayuda deberán devolver los libros en buenas condiciones a final del curso escolar con el fin de que otros alumnos puedan hacer uso de ellos. Solo así podrán disfrutar del sistema de préstamo al curso siguiente. “Esto también va a enseñar a los niños a aprender los valores de cuidar los libros de texto”, explica Aguado.

El primer año se destinarán entre 40 y 50 millones de euros a esta iniciativa, pero se prevé que el presupuesto descienda en los años siguientes ya que el material ya habrá sido adquirido y solo habrá que comprar aquellos que estén en mal estado para ser sustituidos. Para informar de ello se realizarán campañas en los centros docentes en las que se comunique el funcionamiento del sistema.