Graves daños materiales y un muerto reportan las autoridades tras las torrenciales lluvias e inundaciones ocurridas en Navarra. Jesús Arrizubieta, alcalde de Tafalla afirmó que jamás pensó se produjeran lluvias tan fuertes como las que han ocurrido.

Desde el lunes a primeras horas de la tarde se registraron lluvias en distintas zonas de la Comunidad Foral que dejaron desafortunadamente una víctima cuyo cuerpo fue hallado en el municipio de Ezprogui, cerca de Moriones (Navarra) el cual fue arrastrado por las aguas.

Además se originaron atascos, cortes de carreteras, problemas de tráfico e inundaciones en toda el área urbana de diversas localidades, principalmente en Tafalla.

Este explicó a los medios que si pudiera haber informado a la comunidad que vive próxima al río a tiempo, los daños serían pocos. Igualmente fueron prealertados los alcaldes de las zonas aledañas al río Aragón. María José Beaumont consejera de Presidencia, Función Pública, Interior y Justicia junto con Agustín Gastaminza director general de Interior de Navarra, supervisaron desde la sala de coordinación 112.

Vecinos y efectivos oficiales limpian las calles de los escombros y el barro producto del diluvio

Garajes, locales comerciales, canchas deportivas e industrias fueron afectados. Arrizubieta dijo que al bajar el nivel del agua se encontraron con la carretera llena de trozos de muro y cascotes. Durante la noche distintos cuerpos de seguridad y bomberos trabajaron para despejar las vías; así Tafalla recuperará su cotidianidad, aunque hay problemas por resolver.

La policía local indicó que en San Adrián algunos vehículos sufrieron daño al igual que propiedades y el pavimento de las calles se agrietó. Los ciudadanos de Tafalla fueron advertidos por el Gobierno de Navarra de no salir de sus casas hasta que el río Cidacos recupere su cauce. Asimismo aconsejó utilizar la app My112 o llamar al 112 por cualquier emergencia.

La Alcaldía puso a disposición una oficina de atención al ciudadano; por los momentos la escuela infantil está cerrada. Como se sabe Tafalla se caracteriza por ser una ciudad colaboradora y solidaria; sus ciudadanos sabrán superar rápidamente esta contingencia.

Las lluvias también afectaron en Pamplona a los Sanfermines; fue suspendida la corrida de toros y los puestos ambulantes de ventas ubicados en la zona del Bosquecillo se vieron afectados por los encharcamientos. El panorama se repite en  San Jorge y Soria; en esta última según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), en una hora cayeron más de sesenta litros de agua por metro cuadrado.

En Orense dos personas fueron rescatadas ilesas. Se activó la alerta naranja por parte de la Dirección Xeral de Emerxencias e Interior de la Vicepresidencia de la Xunta debido a las lluvias y tormentas en su zona montañosa. Se espera que todo vuelva a la normalidad.